Casa en venta, visitas inesperadas!

Mi departamento esta en venta, y en los últimos meses me he vuelto una experta en ordenar mi casa en tiempo récord para recibir visitas de un posible comprador.

Obviamente, mi primer recomendación será no llegar al extremo de una casa poco limpia y caótica. Si la limpieza profunda semanal y la organización criteriosa ya fueron implementados, el desorden normal del dia a día puede disimularse en pocos minutos y con algunos trucos.

Si quieren que la venta de su propiedad llegue a buen puerto y en el menor tiempo posible, nunca reciban a un posible comprador, sin darle un poco de mimo a la casa.

1-Olores

Nada predispone peor que una casa con olor a humedad, encierro o comida frita. Por eso, es fundamental abrir puertas y ventanas y ventilar a tope. Mientras tanto iras recorriendo y emprolijando cada habitacion.

Cuando te asegures que la casa esta libre de malos olores y antes que lleguen las visitas, podrás encender una vela de suave fragancia.

No cometas el error de intentar “tapar” los olores con un ambientador, el remedio será peor que la enfermedad.

2- Cocina

Nada de platos sucios en la pileta de lavar o el secaplatos colapsado. Lava y guarda todo lo que puedas (el lavavajillas puede ayudar)

Repasar las mesadas, deben quedar limpias y despejadas. Idem con el anafe y la puerta del horno.

Si hay manchas muy visibles en los armarios, repasar con paño húmedo.

3-Living-comedor

Esponjar los almohadones, doblar las mantas, despejar la mesa de centro.

Retirar todo objeto que este sobre la mesa del comedor y de aspecto de desorden (libros, papeles, computadora, etc) Arrimar las sillas a la mesa.

Repasa la mesa con un paño.

4-Dormitorios

Estirar las sabanas, edredones y pies de cama. Esponjar los almohadones Guardar en los armarios los zapatos que están fuera de su lugar.

Si hay ropa dando vueltas, meterla en el canasto de ropa sucia o directamente en el lavarropas.

5-Baños

Hacer un repaso rápido (trapo y desinfectante) de los sanitarios. Bajar la tapa del inodoro.

Despejar la mesada del lavatorio. Puede ir todo a un canasto y “escondes” el canasto. Ya podrás organizar mejor mas tarde.

Retirar las toallas si están humedas o tienen mal aspecto. Repasar el espejo si esta manchado.

Por ultimo, barrer o aspirar los pisos que a simple vista muestran suciedad evidente.

Abrir las cortinas para que entre mucha luz.

Parece mucho, es verdad!

Aunque el tiempo disponible no te permita limpiar y ordenar toda la casa, prioriza aquello que sabes se ve peor. Un poco es mejor que nada….

Mas notas y sugerencias en mi cuenta de Instagram

Vivi Elcuaz
hola@vivielcuaz.com