Paso a paso para una casa mas acogedora

Un casa cálida, confortable, que nos envuelva como un abrazo.

La decoración y sobre todo los textiles son grandes recursos para lograr esa sensación de refugio que todos buscamos.

Sin dudas, cuando hablamos de calidez la temporada invernal es lo primero que nos viene a la mente. Una chimenea, una bebida caliente, velas y una manta abrigada son una buena elección. Pero un hogar puede verse cálido y acogedor aun en verano y con las ventanas abiertas.

Si necesitas ayuda para organizar y decorar tu casa podes contactarme aqui

Como elegir los textiles

El lino es un genero noble y descontracturado que siempre aporta confort. Podemos usarlo todo el año y variar el color según la estación. Colores mas profundos en invierno (habano, borravino, verde bosque) y otros mas frescos en verano (blanco, crudo, verde lima, mostaza)

El terciopelo, lana, algodón pesado son adecuados para mantas y almohadones en invierno. Muselina, hilo y gasas son mas adecuadas para los textiles de verano.

Dónde aplicar los textiles

Mantas, cortinas, plaids, almohadones, entelado de paredes, fundas de sillones y alfombras.

Cada una de estas opciones, requiere de un tipo de genero adecuado y apropiado a la función que deberá cumplir.

Si vamos a elegir un genero para funda de sillón, es importante evaluar si se usara mucho, si hay niños en casa y con que frecuencia vamos a lavarlo.

Si necesitamos elegir una tela para confeccionar cortinas, habrá que considerar el nivel de luz a filtrar, si queremos intimidad de nuestros vecinos o si la finalidad es oscurecer un dormitorio.

Si se trata de una alfombra, tendremos en cuenta si la función es aislar del frio, sectorizar un ambiente, si solo tendrá intención decorativa y por supuesto cual será el nivel de transito. Lana, algodón, yute, dhurries o kilims son algunas de las opciones más usadas en este momento.

My Scandinavian Home

La ropa de cama

Sin dudas, la funda de edredón o acolchado que elijamos tiene un gran impacto en la calidez del dormitorio.

Lo ideal es un plumón o acolchado nordico con funda. Los hay de fibra con tratamiento antihongos y tambien de pluma. En invierno se usa con el relleno y en verano solo la funda como cubrecama.

Esto te permite variar la decoracion y el color de tu dormitorio solo con cambiar la funda. Puedes tener una para invierno y otra para verano y rotarlas cuando sea necesario y quieras un cambio de color en el ambiente.

Como usar las mantas

Sin dudas grandes aliadas para sumar “capas” en la decoración de una cama o un sillón.

Ademas de ser útiles para abrigarte mientras lees o tomas tu bebida favorita, aportan el toque de color y textura adicional que toda casa necesita.

Como pie de cama, en el apoyabrazos de un sillón o varias disponibles en una cesta en el living.

Como decorar con almohadones

Casi imprescindibles para decorar, son un recurso muy accesible y de mucho impacto.

Los hay de diversas formas y tamaños y jugar con sus formas y texturas nos permite cambiar rápidamente el aspecto de una habitacion.

Lo ideal es elegirlos en diferentes géneros que aporten diferentes sensaciones. Combinar telas simples con otras mas sofisticadas (lino, terciopelo, tussor, lienzo, algodón) en colores engamados o complementarios, lisos o con estampas, suman confort y textura.

Otros recursos que aportan calidez

La presencia de madera en los muebles, libros en la mesa de centro con diseños y colores acordes a la decoración del espacio, las plantas, los arreglos de flores y ramas secas, las velas, empapelar una pared o el fondo de un armario, el uso de colores terrosos (siena, nuez, habano, ocre), las fibras naturales (en lamparas o cestas) y la iluminación adecuada.

Como pueden ver, una casa cálida y confortable es todo menos extravagante. Necesitamos pocos elementos, colores suaves, texturas mullidas y algún mueble recuperado.

En definitiva, una casa mas orgánica y enfocada al disfrute.

Puedes leer más notas en mi cuenta de Instagram

Vivi Elcuaz
hola@vivielcuaz.com