Descarte, armonía y equilibrio

Todos, en menor o mayor medida guardamos cosas que no necesitamos. Y perdemos de vista, la importancia de deshacernos de objetos inútiles que nos van minando el espacio.

Sin dudas, puedo asegurar que un hogar se disfruta mucho más cuando tenemos menos objetos y muebles en cada superficie.

Nuestro hogar es nuestro hábitat y debemos priorizar el bienestar de sus ocupantes, es decir las personas que viven en él.

Le damos una importancia excesiva a nuestros objetos, adornos, papeles y recuerdos en detrimento de la comodidad de nosotros mismos.

Si necesitas ayuda durante el proceso de descarte puedes contarctarme aquí.

Buscando el equilibrio

Un ejercicio que da buenos resultados es cuestionarnos el porque o para que tenemos y guardamos cada cosa.

¿este objeto me gusta de verdad?

¿tiene utilidad en mi dia a día?

¿con que periodicidad lo utilizo?

¿dispongo del lugar óptimo para guardarlo?

¿cuántas cosas puedo mantener organizadas sin mucho esfuerzo?

¿dispongo de tiempo o recursos para mantenerlo limpio?

Estas preguntas y sus respuestas y un análisis de nuestro estilo de vida actual vs el estilo de vida que queremos lograr, son parte de la solución para recuperar el espacio y la comodidad que hemos perdido.

Para cada hogar las respuestas y las soluciones seran diferentes. No hay malo o bueno en este capitulo.

Sentirás que lograste el equilibrio cuando te sientas a gusto en tu casa. Cuando mires a tu alrededor y lo que ves te reconforta. Cuando cada objeto o mueble tiene su razón de ser.

Lograr la armonia

Hay hogares que desprenden energía positiva e invitan a quedarse. Hay hogares que sientes que te expulsan.

Esto depende de muchos factores. Pero no es difícil detectarlos y darles solución.

Las emociones y las relación entre quienes habitan la casa son fundamentales. Y el respeto por las necesidades de cada integrante del hogar tienen suma importancia.

Detectar los puntos débiles o negativos en nuestro hogar, nos permitirá actuar en consecuencia y darles solución.

Algunos factores a tener en cuenta son:

  • exceso o falta de luz natural
  • malos olores y falta de ventilación.
  • colores demasiado frios o muy estridentes.
  • ausencia de plantas y objetos de la naturaleza.
  • desorden.
  • falta de rutinas de limpieza.
  • unificar criterios en la decoración de cada ambiente.

Como pueden ver, la lista de problemas frecuentes es muy simple.

Sumar un par de plantas, pintar una pared, cambiar algunos almohadones, ventilar a diario, descartar lo que no usamos, destinar lugar de guardado a nuestras pertenencias, limpiar de manera periódica pueden ser muy efectivos a la hora de lograr mayor armonía en nuestro hogar.

Conclusiones

Despojar nuestra casa de lo innecesario, le dará espacio a lo importante.

Focalizar nuestros esfuerzos en la comodidad de la familia. Que los espacios de reunión inviten al relax, que los objetos sean útiles y bellos, que todo sea simple y fácil de sostener día a dia es la clave para lograr ese hogar “perfecto” que todos merecemos.

Nunca organices lo que puedes descartar, es una frase que resume de manera adecuada el objetivo de un hogar armónico y equilibrado.

Puedes encontrar mas información en mi cuenta de Instagram

Vivi Elcuaz
hola@vivielcuaz.com